Niña Pastori

“Son músicos de Alejandro Sanz y la relación viene por ahí”, explica Niña Pastori. “Chaboli trabaja codo con codo con Alfonso Pérez, que también colabora con Alejandro y los conoce. En este álbum queríamos apartarnos de la monotonía, no repetir estructuras, cambiar la sonoridad, trabajar con acordes más abiertos, con armonías bonitas, ricas y dulces. Para conseguir esto, Nat y Jan son únicos”. Townsley y Ozveren tocan por primera vez con Niña Pastori y los demás músicos son españoles, algunos de sus acompañantes habituales y también excelentes, entre ellos Alfonso Pérez (piano y teclados), Antonio Ramos “Maca” (bajo), Chaboli (guitarra flamenca, acústica, eléctrica, percusión)…



En el álbum hay canciones como La orilla de mi pelo, primer single con vídeo rodado en Nueva York y dirigido por Rubén Martín (“Estoy contenta del single, creo que va a impactar y eso me gusta. Tiene mucha fuerza, mucha energía, es positivo. Además de cañero lo veo superflamenco. Así lo siento”, dice), Y para qué, Pa’ los santos, Armadura, Que no te corten las alas, Cuando te beso, Hablo contigo, la ciudad, No digas no, Somos la magia…
“No veo a nadie con la ilusión; no veo a nadie de corazón; no veo a nadie como los dos. No encuentro a nadie” canta Niña Pastori en Somos la magia, una preciosa canción, casi un espejo de su relación artística y personal con Chaboli. “Las canciones están compuestas por los dos”, dice. “Somos la magia la hicimos en México, en la habitación de un hotel. Chaboli y yo formamos un equipo en todos los aspectos. Tengo mucha suerte porque me entiende, conoce bien mis adentros, me da alegría y tranquilidad. Sabe lo que siento. Estamos y vivimos en el mundo rodeados no sabemos de qué, en el que todo se da a cambio de algo. Somos como hermanos gemelos en un universo muy íntimo, muy de los dos”.
Son canciones maduradas, de gran riqueza musical que escapa de estilos para fundirse en un todo marcado por la inspiración, la solidez y la apertura. “El disco lo tengo muy asumido porque muchas de las canciones tienen un tiempo”, continúa Niña Pastori. “Desde Joyas prestadas [Grammy Latino al Mejor Álbum de Flamenco] ya había temas compuestos, apuntes de otros… Me quedé embarazada de Pastora, después quise hacer un disco más flamenco y mientras tanto seguía acumulando canciones. La orilla de mi pelo se preparó en Cádiz y se grabó en Madrid, todo muy tranquilito, poco a poco, dándole forma hasta conseguir lo que queríamos. Es un álbum muy mío, un disco que hay que escuchar, muy rico musicalmente, con cosas complejas, con armonías bonitas”.
La orilla de mi pelo es la continuación de una carrera que comenzó en 1995 con el álbum Entre dos puertos y que en estos 16 años ha marcado la evolución del nuevo flamenco desde que debutó con la canción Tú me camelas, que se convirtió en un éxito sin precedentes y marcó un antes y un después en la música española. Era el comienzo de una artista de 17 años nacida en San Fernando, que en el interior de aquel disco aparecía en una fotografía de niña al lado de su paisano Camarón y destinada a revolucionar el mundo del flamenco manteniendo y actualizando la esencia de esta música. Después llegaron otros discos importantes como Eres luz (1998), Cañaílla (2000), María (2002), No hay quinto malo (2004), Joyas prestadas (2006), Esperando verte (2009)... Todos estos álbumes han sido Oro o Platino vendiendo más de dos millones de ejemplares y situando a Niña Pastori en lo más alto de la escena española.
Ahora llega La orilla de mi pelo, lo nuevo de Niña Pastori que destaca del disco “su aliento positivo. Hay muchos temas que canto riéndome. Estoy en un momento positivo dado los tiempos que corren. Veo alrededor un espíritu depresivo, negativo, y quiero mostrar todo lo contrario: alegría, esperanza para dar fuerza a la gente”

Volver al inicio.................




Fuente: lapastori.com

Share/Bookmark
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...